Esto que ves SOY YO, ni más ni menos. Un pedazo de SER, un trozo de humanidad, un puñado de risas, una cuota de locura, un pedazo de dulzura. Esto que ves, soy yo. Una mujer a veces niña, a veces espacio, a veces infinito, a veces pasión, a veces libertad. Es todo lo que tengo, todo lo que soy; no es mucho pero es TODO. ¡Bienvenidos!

Consejos


Si pudiera darte un consejo, y mirarte cuando te lo digo, te diría que salgas a mojarte en la lluvia, que recorras el mundo con tus ojos, como puedas, desde tu balcón, desde tu ventana, que conozcas cada parte de vos mismo y después vayas a conocer al resto.
Que tengas paciencia, porque todo lo malo pasa y lo bueno desafortunadamente también, pero que, como aquello dulce que comemos, va a dejar un sabor eterno a felicidad en nosotros y vamos a recordar cada sonrisa con una aún más grande, que cada persona que te hizo bien se quede por siempre en tu alma, y cada persona que te lastimó la dejes ir libre de odio; no odies, porque perdés tiempo que podes aprovechar mirando las nubes, sintiendo el aroma del chocolate, aprovecha el tiempo de los abrazos, de las caídas y las veces que te levantas.
Reíte de vos mismo, disfruta de tu torpeza. Aprende a reparar antes de tirar, recicla tu vida, porque no vale la pena desperdiciar nada, soñá en grande que eso nadie te lo puede quitar y respira hondo cada vez que te deprimas, mirate al espejo y amáte como sos, que sos edición limitada, aprecia lo que tenes porque hoy no va a volver y mañana puede que no este, ama ahora que es cuando podes y querés.
No tengas miedo de tus propios sueños, de tu anhelo aún así no lo conozcas y lo descubras a los ochenta, cree en vos, disfruta que nadie lo va a poder hacer por vos, deja de lado los tabúes, deja de lado el qué dirán, aprovecha amar sin barreras, ama a quien quieras cuando quieras, llama cuando quieras llamar, interrumpí, cena con esa persona que querés y comete todo sin miedo, se vos mismo, llora cada vez que necesites, suspira cuando la veas, cuando lo veas, cuando se vean, no tengas miedo de quien sos.
Anímate a ser nadie, anímate a ser poco, anímate a ser feliz sin importar el qué dirán. 
Y no creas que avanzar es ir muy lejos, quizás es un pequeño paso, quizás es sonreír, quizás es darle la mano a tu mamá, decirle a tu abuela que la amas, quizás es acariciar a un perro de la calle, o hacer sonreír a un chico que llora, quizás es ser mamá, o quizás es recibirte, quizás sea irte por el mundo, quizás sea armar tu vida de nuevo, o simplemente comenzar a vivir, quizás sea tarde para algunos, temprano para otros. 
Lo único seguro es que estas justo a tiempo para vivir.

By Candelaria Millán.